En fin, un pensamiento, unas palabras y… tal vez se transformen en algo bueno que vuele hacia donde estás y te haga sonreir…aunque no sepas por qué…
 

 

Si pierdes el placer por las pequeñas cosas, pierdes todo. No estar ocioso te rescata muchas veces, pero no puedes obviar lo evidente. Estar bajo es tan natural como sentirte un cañón… los efectos y las emociones que desencadenan, no nos resultan asimilables pero todos, absolutamente todos, pasamos por ahí.

 

 

Hoy hace un día precioso, increíble…de esos que te hacen desear dar las GRACIAS por la vida que tienes, por la salud que disfrutas, por los paisajes y por toda la belleza que existe a nuestro alrededor. Una belleza que convive codo a codo con aspectos que nos son ajenos…la pobreza, la soledad pero no la que experimentamos ocasionalmente, la de verdad, la de no tener a nadie…

 

Nosotros tenemos mucho qué agradecer…¿ qué digo mucho ?…MUCHÍSIMO. Tenemos todo a una cuarta de nuestras manos y muchas veces no somos capaces de valorarlo. Simplemente está ahí…y nos inventamos nuestros " motivos de infelicidad "…

 

 

 

Acabo de leer tu correo y de ver el archivo. Es precioso…las imágenes me encantan y que con un simple movimiento de tu dedo cambie el " blanco y negro ", en  " color "…¡ es el no va más !…Es como la vida misma: un toque de varita y…¡ colores !.

 

Después de leer tu último correo, me he puesto a pensar en la gran suerte que tenemos de las oportunidades de poder disfrutar de tantas cosas maravillosas, que tenemos al alcance de nuestra mano y que en ocasiones, parecemos no ser capaces de ver…De repente, me dan ganas de coger mi " lista imaginaria " de cosas pendientes y empezar a hacer desde la primera, hasta la última…

 
 
Desde el Universo de Isabel
Isabel..